Melisa vence cáncer abdominal

0
70

Personal médico y enfermeras felicitaron a la pequeña guerrera.

Entre porras y aplausos Melisa “N”, de seis años, es una guerrera, luego de vencer el cáncer y egresar del Centro de Referencia Estatal para la Atención del Niño y de la Niña con Cáncer (Oncocrean), ubicado en el Hospital General de Zona (HGZ) No. 1, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Oaxaca, donde se atienden a los y las niñas derechohabientes con esta enfermedad.

Tras concluir su tratamiento contra Linfoma de Burkitt en el Oncocrean, Melisa es la primera niña que se beneficia del Centro de Referencia, toda vez que en la actualidad se trabaja para que los pacientes pediátricos incrementen su esperanza de vida.

Oaxaca es el cuarto estado a nivel nacional con mayor incidencia de cáncer en la población pediátrica, por lo que la incidencia de cáncer infantil en el estado es de 184 casos nuevos por año.

“Melisa es una paciente que ingresó con dolor abdominal. Se le detectó una masa intraabdominal, por lo que se requirió la resección de este tumor; sin embargo, el reporte de patología arrojó el diagnostico de un linfoma no “hodgkin” variante tipo burkitt, por lo cual requirió tratamiento en esta Institución”, señaló la oncóloga Pediatra del Oncocrean, Lizeth Gabriela Rodríguez Brindis.

“El 7 de junio del presente año acudió a sus estudios de evaluación, donde no se observaron datos de la enfermedad, por lo cual se inició con su vigilancia”, expresó la especialista.

Añadió que Melisa, con diagnóstico de Linfoma de Burkitt Primario Abdominal estadio III, recibió dos ciclos de quimioterapia de inducción y seis de mantenimiento (Quimioterapia intravenosa y Quimio Intratecal). Además se le tomó tomografía de evolución en febrero de este año, sin datos de enfermedad, por lo que en este mes mantiene remisión de la enfermedad.

Por su parte, los padres de Melisa, Lucía Ramírez Leyva y el padre Erick Arturo Trinidad Rendón, agradecieron las atenciones que les brindó el Instituto, así como a su personal médico, enfermeras y trabajo social. Expresaron estar más tranquilos con el tratamiento de su pequeña, porque se nota una mejoría en comparación como había empezado, por lo cual están muy contentos con el resultado, además de la calidad y profesionalismo del servicio. “Ahora lo que sigue es que estará en revisión cada mes para su observación y control de su estado de salud”, expusieron.

Por su parte, Yanet Martínez Reyes, de la Coordinación de Pediatría, dijo: “Los aplausos que se le dieron a la niña al abandonar el HGZ No. 1 es porque nunca se dio por vencida durante su tratamiento y el adorno con globos es signo de alegría para ella, porque se le garantiza una mayor esperanza de vida.