VIGNÓN, ZAPATERO A TUS ZAPATOS

0
314

Mario CASTELLANOS ALCAZAR
ARENA POLITICO

El turno es de la directora de los Servicios de Agua Potable y
Alcantarillado de Oaxaca (SAPAO), Laura Vignón Carreño, quien no ha dado una explicación técnica del porqué, la escasez del vital líquido en el 50 por ciento de la población de la capital oaxaqueña, sus agencias, colonias y barrios, por lo cual existe un profundo rechazo a la indiferencia de la autoridad correspondiente.

No todo anda bien en el SAPAO, pues con la llegada de dicha funcionaria se ha agudizado el problema de abastecimiento del agua potable de consumo humano y quehaceres domésticos, que pone en apuro a los consumidores que tienen que pagar mil pesos o más por una pipa de agua mientras la encargada del suministro del vital líquido permanece en el silencio sepulcral o bien se dedica a la política, de lo que es su fuerte, y por supuesto que luego de ser diputada local priista, ahora busca la presidencia municipal de la capital oaxaqueña.

Claro, que tiene el pleno derecho de participar en política si ese es su sueño dorado, pero si, está desempeñando un puesto administrativo de mucha importancia, como lo es el proporcionar el abasto del agua a más de 80 mil usuarios, que a diario pasan por el viacrucis de cómo obtener el preciado alimento que da vida y sustento al desarrollo humano.


Solo existe la sospecha de un presunto fraude de los 15 millones de pesos que la misma institución destinó para la recuperación del caudal o más bien para el equipamiento y rehabilitación de cuando menos 10 pozos de captación del agua, que por supuesto no se concluyó con dicho programa sin embargo creció la inconformidad de los usuarios del sistema del agua potable.

Por supuesto que todo es una falacia con tintes políticos, ya que, en el
tercer informe financiero trimestral del año 2019, que rindió la responsable
del SAPAO, no cuadra en la realidad de la situación, ahí se informó que se han destinado 15 millones 246 mil 193 pesos y 98 centavos para recuperar el
déficit de agua a través de la rehabilitación y equipamiento de una decena de
pozos, pero todo fue una alharaca porque definitivamente no hay solución al
problema que padecen los consumidores.

Son cifras alegres, pero no hay resultados y todo se viene abajo, si se toma en cuenta que el abasto se ha desplomado en un 50 por ciento, por lo que hay gritos de angustia y dolor en cuando menos 80 mil usuarios expuestos a sufrir la pesadilla de la sed, la higiene personal y los quehaceres domésticos, lo que puede redundar en padecimientos originados por la insalubridad.

Y es que actualmente SAPAO desfoga 400 litros de agua por segundo, que es lo que dan las fuentes abastecedoras, sin embargo, la demanda es de 900 litros por segundo, conservadoramente, pero no es así, porque el sistema va en detrimento, si se toma en cuenta que en administraciones pasadas ya se tenía dicho caudal, de ahí que el problema puede ser por la falta de administración, planes y proyectos de los Servicios del Agua Potable y Alcantarillado.


A esto se suma, que la fuente de captación de San Agustín Etla, dejó de enviar 60 litros por segundo a la capital oaxaqueña según por la sequía del año 2019, la baja de los mantos freáticos o más bien por la falta de convenios e incumplimiento de estos, por parte de la directiva de SAPAO, que a estas alturas ya es un elefante blanco, misma que se utiliza para fines políticos, como lo manifiesta la actual directora en su afán de hacer protagonismo para buscar la presidencia municipal.

Así es, que de los 130 litros de agua que enviaba el manantial de San Agustín Etla, por segundo, ahora está suministrando 70 litros, es decir, la reducción fue del 40 por ciento. Todo esto agrava la situación a más no poder mientras tanto, la zona centro de la capital oaxaqueña y la parte norte de la ciudad, si bien les va, reciben el vital líquido cada 25 días, pero la situación es más crítica en las colonias, agencias municipales y barrios.

Por todo esto debe haber una revisión exhaustiva del operativo,
programas y proyectos de la SAPAO, incluso, reestructurar el esquema y tomar nuevas medidas de abasto, hasta la remoción del personal directivo de dicha institución, empezando por la cabeza de la funcionaria aludida para que se dedique a su campaña política en busca de un puesto de elección popular: la presidencia municipal.

carloscastellanos52@hotmail.com

Comentarios

comments