EL DESLINDE


La opinión de Piñón

Se fue doña Arcelia Yañiz, amiga periodista, al camposanto de flores donde alguna vez nos dijo “están mis amigos”. (q.e.p.d)

Y ahora que López Obrador y otros dirigentes del PRD, del cual Abarca era militante se deslindan los tunantes de Guerrero, lógicamente por su supuesta intervención en el la desaparición de los estudiantes, y aunque no hay elementos de pruebas porque aquel Manuel Muño Rocha, al que dicen que utilizaron para pagar al asesino de Francisco Ruiz Massieu y luego jamás apareció porque sin lugar a duda fue también muerto. Cosa que en su tiempo fue escándaloso, cuando quisieron darle atole con el dedo al pueblo, que una “adivina” dijo dónde estaban sus restos que localizaron pero fueron la del suego de la llama “Paca” la adivinadora. El cólplice fue Bezanilla Chapa, entonces Secretario de la PGR.

Y hay muchas anécdotas de inventos y vaciladas. Y en política no es todo lo que parece.


Andrés Manuel López Obrador propuso integrar una comisión de la verdad, conformada por ciudadanos independientes, que investigue el asesinato y desaparición de normalistas de Ayotzina y dijo que ninguna amistad le unió al presidente municipal abarca.

A estos César Camacho presidente nacional del PRI saló al paso y dijo que todos eran cómplices y por si esto fuera un golpe a la ética moralista de los que se han envuelto en crímenes y el asesinato de Luis Donaldo Colosio, se rasgan las vestiduras como el diputado Manlio Fabio Beltrones que ¡ ?Vive Dios!, grita que “nadie puede deslindarse de sus responsabilidades y de Abarca”.

Más derecha la flecha…diría el indio tepuja se ve que algo les preocupa de López Obrador que por enésima vez rellenó el zócalo y ahora con los miles de estudiantes y padres de familia.

Y si recordamos aquella campaña de que “es un peligro”, cuando calificaron a López Obrador candidato a la presidencia, el tiempo nos mostró quiénes eran los sanguinarios Jack el Destripador: desde Fox a Calderón, fanáticos fundamentalistas llenaron de cruces y anegaron de sangre el país.


Son los mesmos…decía Pancho Villa, nomás que se hacen mensos.

Ya nadie engaña a nadie, recordamos esta frase de un candidato, que cuando llegó al poder se dio cuenta que si podía engañar a más de uno, y así van los servidores públicos, según su carta de presentación engañándose unos a otros.

Pero lo que realmente nos ha sorprendido y a los pensadores analistas y críticos de buena conciencia, herederos de sangre pasional indígena, es que la gente se ha dado cuenta en dónde les duele a la camarilla que engañan al presidente Peña Nieto, su respuesta moralista a la frase de López Obrador, los despluma como gallinas de crianza.

Comentarios

comments

Add Comment